Mensaje de la XXXIV Asamblea de Provinciales de la CPAL

1
2
socialshare
0
s2sdefault

Queridos compañeros y compañeras en la Misión

Los Provinciales de América Latina, reunidos en Córdoba, Argentina los días 6 al 12 de noviembre de 2017 deseamos saludar al cuerpo apostólico de América Latina. Compartimos con ustedes la memoria de lo que han sido nuestras conversaciones en esta hermosa ciudad, conocida como la Docta y declarada en el 2006 Capital de la Cultura Americana.

La reunión fue coordinada por el equipo de CPAL: los Padres Roberto Jaramillo, Rafael Moreno, Hermann Rodríguez y Álvaro Dávalos. Participaron además los padres Gabriel Ignacio Rodríguez y Claudio Paul como asistentes del Padre General para América Latina, el Padre David Pantaleón Superior de la sección Cuba y el Padre Miller Lamothe de Haití. 

El primer día, luego de una cálida bienvenida por parte de Alejandro Tilve, Provincial de ARU escuchamos los informes de cada uno de los miembros del equipo de CPAL. Produjo gran gozo constatar el inmenso trabajo que cada uno de ellos ha realizado en estos meses desde la reunión en Ecuador, lo cual refleja el dinamismo que tiene nuestra Conferencia. Hermann Rodríguez, quien se incorporó al equipo recientemente, destacó entre otras cosas el curso de Superiores que se realizó en Cuba, además de las reuniones de CLACIES, Delegados de Formación y Maestros de Novicios.

Rafael Moreno, ha tenido un acercamiento a los sectores sociales de algunas Provincias, y ha dedicado buena parte de su tiempo a tener un mayor conocimiento de las redes regionales de nuestro continente. Temas como la promoción de la ecología integral o justicia socio ambiental, la conciencia y solidaridad latinoamericana, y el incentivar la articulación interprovincial e intersectorial de obras y redes son cruciales para este sector. También tiene la preocupación por lograr una mayor colaboración de las redes sociales con la red de parroquias jesuitas de América Latina. 

Álvaro Dávalos presentó un informe económico detallado de la CPAL, y mostró la finalización del proceso organizativo de los archivos de la Conferencia. Enfatizó también, el trabajo conjunto que deben realizar las oficinas de administración provincial y las oficinas de desarrollo.

El presidente, Roberto Jaramillo, comentó varios anuncios. Presentó al padre Luiz Fernando Klein como nuevo miembro del equipo de CPAL. El tendrá los cargos de secretario y Delegado de Educación. Agradeció profundamente a Álvaro Dávalos, quien dejará de colaborar en la CPAL a fines del primer trimestre del año 2018. Anunció también que a inicios de noviembre del próximo año se realizará una reunión en la que participarán los equipos de las casas de formación latinoamericanas para estudiar el continuo formativo de la Conferencia. Destacó los avances que se han dado en CPAL sobre el tema de Comunicación, y la importancia de la reunión que se llevará a cabo en esta misma ciudad, la semana siguiente a la reunión de Provinciales. Sostuvo que mejorar la calidad de la información ha sido clave en este caminar.

Hubo oportunidad también para recorrer los informes enviados previamente por los Provinciales sobre lo que ocurre actualmente en nuestros países. Surgieron temas de mucho interés como la corrupción generalizada, la democracia en el continente, violencia e inseguridad, la movilidad humana, el cuidado de la casa común entre otros. Cada uno de ellos, implica desafíos apostólicos continentales que abordar.

Al final de la tarde se eligió al nuevo Consejo de CPAL que quedó conformado además de su presidente, de la siguiente manera: Francisco Magaña (MEX) Vicepresidente, Javier Vidal (ANT), Juan Carlos Morante (PER) y Osvaldo Chirveches (BOL).

El segundo día inició con la presentación por parte de Claudio Paul y Gabriel Ignacio Rodríguez sobre el tema de las preferencias apostólicas. El Padre General ha convocado a la Compañía toda para iniciar un discernimiento común. Los miembros de la Asamblea, en clima de oración personal primero, y luego de intercambio fraterno, propusimos insumos para elaborar un itinerario de trabajo que ayude a las Provincias a realizar este discernimiento a nivel de obras y comunidades jesuitas, y que luego permita a cada Provincia enviar a la Conferencia tres preferencias apostólicas. La Asamblea del segundo semestre del 2018 será el espacio para que recogiendo los aportes provinciales, la CPAL contribuya al discernimiento en Roma.

Dedicamos la mañana del tercer día a tratar el tema de Pastoral Juvenil y Vocaciones. Marcelo Amaro (ARU) y Jonas Caprini (BRA) presentaron el horizonte y actividades del sector, y los retos que encuentran. Esta red de trabajo juvenil y vocacional enfoca su misión en conocer, acompañar, formar y ayudar a los jóvenes a elaborar su proyecto de vida. Para alcanzar sus metas, sugieren destinar jesuitas a la formación del trabajo con jóvenes, y contar con los recursos económicos suficientes para seguir impulsando esta pastoral. Expusieron el tema del Sínodo de Jóvenes a realizarse en octubre del 2018 como una gran oportunidad de pensar la situación del Joven hoy, y junto a Rolando Alvarado, Provincial de Centroamérica, presentaron detalles de MAGIS y JMJ Panamá en enero 2019. Los Provinciales vemos con esperanza este trabajo y apoyamos decididamente la articulación de esta red de pastoral juvenil y vocaciones.

Como Conferencia renovamos el compromiso para velar por la seguridad e integridad de los menores y personas vulnerables relacionados a nuestras obras. Deseamos responder sensiblemente al llamado que nos hace el Padre General para que todas nuestras Provincias tengan la normatividad fundamental para cuidar de ellos.  Apostamos por promover una cultura del cuidado, forjando ambientes sanos y protegidos. Continuamos, además, la revisión de los estatutos y el reglamento de CPAL para adaptarlos a las necesidades actuales y que sean un instrumento válido para revitalizar nuestra Misión.

Por las noches en un ambiente de amistad y comunión, hubo tiempo para que México, Cuba y Haití compartieran la situación que viven luego de las catástrofes naturales que tuvieron en los últimos meses. Venezuela expuso la difícil situación en la que se encuentra su gente por la crisis política que lleva a niveles de pobreza e inseguridad insostenibles. Nos solidarizamos con estos pueblos, y buscaremos formas de colaborar en sus necesidades

Queremos agradecer a la Provincia Argentina-Uruguaya (ARU) por la hospitalidad estos días, en especial a la Universidad Católica de Córdoba, las comunidades de la Residencia San Ignacio y del Noviciado. Gratitud sincera hacia Alejandro Tilve, Andrés Aguerre (Socio) y Oscar Freites (maestrillo) que estuvieron pendientes de nuestra estadía, y al personal y hermanas de la Casa de las Pías Discípulas del Divino Maestro. El Señor y Nuestra Madre sabrán recompensar su enorme generosidad.

 

Fraternalmente en Cristo.

 

 

+ Noticias